3.1. Introducción

Este tipo de imágenes son bastante más desconocidas, en cambio resultan fundamentales, sobre todo en el ámbito de la ilustración profesional. Su capacidad para ser escaladas sin merma de la calidad las convierte en ideales para el desarrollo de identidades corporativas y trabajos gráficos que deban ser reproducidos en diferentes tamaños.

Como criterio general, siempre nos plantearemos en primer lugar este tipo de imagen a la hora de elaborar cualquier ilustración y, renunciaremos a ella, sólo en el caso que la naturaleza propia del gráfico requiera un tratamiento en modo mapa de bits exlusivamente.

Ilustración vectorial

Estas imágenes se caracterizan porque contienen regiones definidas matemáticamente donde se pueden establecer perfectamente el contorno y el relleno de un determinado tipo de color homogéneo, aunque también es posible definir gradientes que introduzcan cierta variedad en la gama cromática.

Hay varios programas que nos permiten la creación de ilustarciones vectoriales en Guadalinex, el mismo OpenOffice Draw puede ser una buen ejemplo, sin embargo, nos centraremos en Inkscape, un reciente desarrollo libre orientado exclusivamente a este objetivo que parece llamado a convertirse en la referencia de este tipo de programas.

Las posibilidades que brinda cada herramienta de esta aplicación, junto a la combinación de varias de ellas, presentan un abanico enorme de posibilidades para el trazado y composición de ilustraciones complejas. Trataremos de aproximarnos a las características de esta aplicación mediante la elaboración de un ejemplo guiado.